miércoles, 29 de abril de 2015

¿Por qué Pablo Iglesias le regaló juego de tronos al Rey España Felipe VI?

Al líder de Podemos le fascina Game of Thrones, lo ha dicho en multitud de actos, entrevistas y mítines. Pablo Iglesias incluso ha escrito un libro, Ganar o Morir: Lecciones políticas en Juego de Tronos, que con cierta lentitud me estoy acabando. 

En su libro se pueden sacar más conclusiones políticas acerca del secretario general de Podemos que viendo algunos circenses debates con personajes como Paco Marhuenda, Eduardo Inda o Javier Sardà.

Como en Juego de Tronos, Pablo Iglesias tiene una estrategia clara para sentarse en el Trono de la Moncloa. Con Podemos estancado en las encuestas, su secretario general ha decidido reducir sus apariciones en Tv, pero cada vez que sale sube el pan. El último ejemplo su apretón de manos con Felipe VI del que aún hoy se está hablando. No fue un saludo cualquiera, su regalo, su serie favorita, ha provocado multitud de comentarios en redes sociales y tertulias televisivas. La estrategia es buena puesto que consigue estar en boca de todos con tan solo un corte de un minuto en los telediarios.

“Me permití saltarme el protocolo y le entregué las primeras temporadas de Juego de Tronos, una de mis preferidas. Estoy seguro de que también a él le apasionará seguir la trama de este relato que no es otro que el de la confrontación entre las distintas formas posibles de situarse respecto al poder”, ha dicho Pablo Iglesias en El Mundo. Todos los medios esperaban ese apretón de manos y el líder de Podemos no decepcionó a sus críticos, quizás si a algún votante suyo o algún militante de la formación que dirige, al que probablemente se le revolvieran los intestinos viendo la escena con el Rey de España.
Y días después el tema sigue dando que hablar, y más al leer hoy los motivos que expone Iglesias para tan peculiar regalo. “En Poniente, como en nuestro país, hay un viejo mundo que se desmorona. Los intereses cruzados de las distintas familias han sumido a los reinos en la miseria, la violencia y la tristeza. En ese panorama, nuevos líderes, nuevos ejércitos, aparecen desde más allá de las fronteras de lo establecido para plantear su jaque con opciones nuevas, con nuevos modos de relacionarse con un pueblo cansado de tantas guerras ajenas”, dice el secretario general de Podemos.
Pablo Iglesias no pierde ocasión para erigirse como el cambio: “Los políticos del viejo orden se atrincheran en sus despachos como el rey Joffrey en su Trono de Hierro, juegan como Meñique con mentiras y triquiñuelas bajo la idea de que «el conocimiento es el poder”. Y como bien relata en Ganar o Morir, su personaje político más admirado en la serie es Khaleesi, con la que se ve reflejado en algunos pasajes de su libro: “Mientras Daenerys Targaryen avanza desde fuera del mapa con el convencimiento de que la fuerza es la de la gente, la de los esclavos que no luchan por su reina sino por su propia libertad”, añade el politólogo metafóricamente como si fuera el mismo el que está en Oriente.

Todo en el profesor de la Complutense está marcado de antemano. Quizás esa falta de espontaneidad, junto con la soberbia, son los mayores defectos del secretario general de Podemos. Aunque nadie puede negar que es muy superior a sus rivales, al menos en lo que se refiere a su condición de estratega político. “Opté por Juego de Tronos para este regalo, pero también podrían haber sido algunas otras series. Se vienen a la mente, claro, House of Cards o la ya clásica El ala Oeste de la Casa Blanca. Pero la política está en todas partes, no hace falta buscar series pobladas de congresistas”, y hasta la próxima Felipe VI y españoles que no dejaré indiferente a nadie, habrá pensado el líder de Podemos.
Pablo Iglesias sigue marcando la agenda política de España,y eso que le queda un mundo para ser presidente por mucho que el Tic Tac resuene en cada uno de sus multitudinarios actos. Muchos analistas pronosticaban un año muy largo para Podemos, lo que no sabíamos es en que iba a ser un año interminable para un PP en caída libre, absorbido por Albert Rivera y con la campana de Bankia machacando los oídos de los tradicionales votantes de los populares. El estancamiento de Podemos en las encuestas tras el caso Monedero no es tan malo viendo como están sus rivales, todos excepto Ciudadanos. Albert Rivera sube en intención de voto a la misma velocidad que desciende la popularidad de Rodrigo Rato.

Y es que no solo Khaleesi viaja a Poniente o Pablo Iglesias a Moncloa, también lo hace Stannis Baratheon desde el Reino de Aragón pegando fuerte en las redes con Naranjitoy disputando al líder de Podemos un protagonismo que aún le favorece ¿Por cuanto tiempo? Solo el winter is coming nos despejará la duda de quien tendrá el favor de los 17 reinos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario